Ley que obliga a dueños de canes peligrosos contar con un seguro obligatorio ya existe

  • Desde el 2001, dueños de canes peligrosos deberían contar con un seguro como requisito previo a la obtención de su licencia de propiedad

Lima, 12 de febrero de 2019.- El Seguro Obligatorio para canes peligrosos existe desde el 2001 cuando fue promulgada la ley 27596, “Ley que Regula el Régimen Jurídico de Canes”, y reglamentada en un Decreto Supremo Nº 006-2002-SA, emitido en el 2002 por el Ministerio de Salud.

Según el Reglamento de la norma, los dueños de canes considerados peligrosos deben contratar un seguro de responsabilidad civil contra los daños que puedan ocasionar sus canes, como requisito para obtener su licencia de propiedad. La cobertura del seguro es de carácter anual y el beneficio es para cada víctima.

Según el Reglamento en su artículo 8, son considerados canes potencialmente peligrosos: “la raza canina, híbrido o cruce de ella con cualquier otra raza del American Pitbull Terrier, además todos aquellos que han sido adiestrados para peleas o que hayan participado en ellas, los que tengan antecedentes de agresividad contra las personas, así como los híbridos o cruces de diferentes razas que no puedan asegurar su sociabilidad, temperamento o carácter, se incluye aquellos adiestrados para incrementar y reforzar su agresividad”.

Para hacer efectivo este seguro, apenas producido el daño, el dueño del can deberá dar aviso por escrito a la aseguradora en forma inmediata, así como a la delegación policial más cercana, a fin de iniciar las investigaciones necesarias.

“Cabe mencionar que si bien la norma existe, resulta necesario agregar una modificación al reglamento, de manera tal que pueda precisarse el importe mínimo de la cobertura de responsabilidad civil, la que deberá ser suficiente para responder por los daños ocasionados” indicó el Presidente de APESEG, Eduardo Morón.

Asimismo, son las municipalidades provinciales y distritales, las encargadas de llevar un registro de estos canes y fiscalizar el cumplimiento de las obligaciones de los dueños de estas mascotas, a fin de que asuman su responsabilidad oportunamente, evitando que las víctimas queden abandonadas o teniendo que cubrir ellos mismos los gastos de su atención médica.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *